miércoles, 23 de abril de 2008

Juan Gelman, de pie



"Hay millones de espacios sin nombrar y la poesía trabaja y nombra lo que no tiene nombre todavía.


Esto exige que el poeta despeje en sí caminos que no recorrió antes, que desbroce las malezas de su subjetividad, que no escuche el estrépito de la palabra impuesta, que explore los mil rostros que la vivencia abre en la imaginación, que encuentre la expresión que les dé rostro en la escritura. El internarse en sí mismo del poeta es un atrevimiento que lo expone a la intemperie. Aunque bien decía Rilke: “[…] lo que finalmente nos resguarda/es nuestra desprotección”. Ese atrevimiento conduce al poeta a un más adentro de sí que lo trasciende como ser. Es un trascender hacia sí mismo que se dirige a la verdad del corazón y a la verdad del mundo. Marina Tsvetaeva, la gran poeta rusa aniquilada por el estalinismo, recordó alguna vez que el poeta no vive para escribir. Escribe para vivir."



Así ha terminado su discurso de aceptación del Premio Cervantes Juan Gelman. Los discursos a veces cansan. Este, no ------> está completo en la bitácora dedicada al poeta. Y está muy claro.



6 comentarios:

Apostillas literarias dijo...

Las letras hispanoamericanas están de fiesta.

Gelman es un GRAN poeta, y que emotivo estuvo su discurso, y sobra decir que EXCLENTE.

Un abrazo, Luisa.

Lucía dijo...

Es impensable que Juan Gelman pueda cansar. Siento una gran admiración por él, tanto como persona como poeta.

Un abrazo.

entrenomadas dijo...

A mí me enternece mucho su mirada.
Está llena de cosas y aunque últimamente me equivoco mucho yo veo en él a un gran poeta y a un hombre bueno, muy bueno.

Da felicidad que gente así reciba premios.

Besos,

M

Xavier Comellas dijo...

Hoy es el día del libro, y evidentemente no podíamos olvidar a un gran poeta como Juan Gelman entre muchos otros mas...

ybris dijo...

Impresionante Gelman.
Un prototipo de sinceridad, dignidad y emoción contenida.
Sabe transmitir lo que dice.

Besos.

ynarud dijo...

Juan Gelman, me da que es un hombre bueno y portador de vida.

"ahí está la poesía: de pie contra la muerte… "

Queda algo más que añadir???

Creo que no, la poesía está alerta, por tanto viva. Y el Sr.Gelman lo muestra con maestria en su discurso.

;)