martes, 16 de noviembre de 2010

Equilibrios a cuenta







"No te hagas ilusiones, escribir tampoco te permitirá salirte con la tuya"


(Jordi Doce, Las huellas del equilibrista. TREA, Entregas a cuenta, 5)


Jordi Doce me regaló la tarde/noche que compartimos conversación y lectura en "Este jueves, poesía" (Universidad y Candy Warhol) esta plaquette llena de aciertos poéticos: huellas de equilibrista/equilibrios en sí. Una plaquette bien definida, dentro de una colección que se llama "entregas a cuenta".



Ultimamente le saco punta a todo.


Necesito pasillos entre literatura y realidad. Reconozco que últimamente la realidad (acaso siempre) me absorbe más que la literatura. Y reconozco que percibo en mi propia actitud tanta curiosidad como inquietud. No hablo de una realidad exterior. Hablo de mi realidad. Los equilibrios se están trastocando. Caen. Tienden hacia. Se está agotando el mundo "a cuenta" en el que hemos vivido.


La poesía siempre es terminal y casi determinante.

La poesía funciona. Incluso en el mundo. Lo que no funciona es el mundo "a cuenta" . A crédito ("Unión Atlantic", de Adam Haslett/novela no tan profética, creo, bien construida, pero no tan magistral, pero bien, sin riesgos, buena para el mercado) .


No funcionan las vidas a cuenta. Porque no hay muerte a cuenta. Es determinante.


El mercado olvidó lo esencial. El equilibrio. Aunque no le importa. Nada.






2 comentarios:

Fernando dijo...

funciona solo lo que admite el juego de la diversidad...toda esperanza tiene siempre preparada su frustración...besos

Luisamiñana.blog dijo...

De la diversidad y de la transformación: siempre.

Besos