martes, 8 de julio de 2008

Petisme in Expo


La fotografía es del genial José Antonio Melendo: su reseña gráfica, sin desperdicio


Hay días, incluso horas, en las que los regalos se agradecen mucho más. El pequeño concierto nocturno de Angel Petisme ayer en el Balcón de las Músicas de la Expo lo agradecí como un buen regalo que llega en el momento oportuno.


Eso es un apunte personal. Ya está.


El Balcón de las Músicas----> El lugar es arriesgado. Hay mucha gente de paso. Mucha gente que se sienta a descansar.


Sin embargo, Petisme a base de buena música, profesión y labia consiguió clavar a casi todo el mundo en sus sillas. Una sillas muy blandas, además, y azules, en las que yo no me senté, porque hay músicas que no admiten la posición de descanso. Sillas azules como de plastilina. (Reflexión evidente al hilo: en la Expo casi todo es azul - aunque el Ebro viene marrón-marrón- y de hormigón como blandito. Menos la camisa de Angel Petisme, malva como las nubes que se estampan al atardecer sobre el río. Más: los conciertos y espectáculos se han querido en general como aspirinas: dosificados, a horas fijas, y polivalentes,

pero Petisme entró de frente en el escenario, calentó motores, se permitió deslices de estreno, y encintó el regalo con un buen puñado de sus fórmulas magistrales. Nada de aspirinas.

Petisme cantó canciones de esas que se dicen "de siempre" y otras nuevas que están en este disco del 2008, AguaCero: un par de canciones del disco suenan en el Myspace de Petisme y en la Petismeweb encontraréis su dni filosófico. Y como sucede en los buenos conciertos la gente al final cantó. Yo me lo pasé divinamente.


Y no me quedé a cenar porque en la Expo no hay buena bocatería. Hay mucho "metal deployé", pero pocos bocadillos ricos y menos aún tapas "reestructuradas" como las que se pueden comer en los bares de Zaragoza o menús de a ocho euros como los del bar de Pascual en la calle Predicadores: recomendación especial de Miguel Angel Yusta, poeta de París, que también vino al concierto y que tampoco se quedó a cenar, claro.


*** nota: la acústica del Balcón de las Músicas tampoco es para tirar cohetes

Y algo más:
el video de la interpretación de "El pozo de San Lázaro" (entonces inédita) en el programa "Borradores", que dirige y presenta Antón Castro en Aragón TV:

8 comentarios:

39escalones dijo...

Me lo perdí. Pena.
Besos

ybris dijo...

Leerte es acabar con los dientes largos.
Tus palabras son como una deliciosa tentación al más agradable de los vicios.
Una pena habérselo perdido.

Gracías por tus sentidos apuntes.
Besos.

Lamia dijo...

Qué bien lo cuentas, maja.

Luisa Miñana dijo...

Os lo hubieráis pasado francamente bien "petwisteando" un rato. Abrazos, chicos.

Javier López Clemente dijo...

... para un día que no voy, porque lo reconozco, tengo que descansar :-)

Salu2 córneos.

Ángel Petisme dijo...

Querida Luisa: Gracias por tus palabras y tu presencia de mujer de rojo(?)el lunes en el bolo. Y la de Fernando, Mayusta y José Antonio Melendo.Me hicisteis sentir muy a gusto sobre el escenario y de tanto amor me derramé como el hombre vertiente. El próximo día camisa a juego con tu sonrisa. Un beso
Ángel

Luisa Miñana dijo...

Anda, Javier, que no paras... Pues tú te lo perdiste, pibe...
Besos
----------------------
Más bien mujer en "fucsia", ja, ja

Ten cuidado, Angel, que el hombre vertiente tuvo ayer algún percance, creo:).
Fue un rato estupendo. Estaremos al tanto para los próximos días.
Un beso.

Luisa Miñana dijo...

Bueno, que leo ahora que el accidente en el espectáculo del Hombre Vertiente ha tenido su consideración. Esperemos que el actor herido se recupere bien y lo antes posible.